DxOMark ha publicado sus resultados después de probar el sensor dentro del (relativamente) nuevo a9 Mark II de Sony, y a pesar de llevar exactamente el mismo chip que su predecesor, el a9 de Sony, el Mark II de alguna manera se las arregló para obtener una puntuación más alta.

Cuando decimos que la Sony a9 Mark II tiene el mismo sensor que el Sony a9, queremos decir exactamente el mismo sensor. Ambas cámaras utilizan el mismo chip CMOS Exmor RS “apilado” de 24,2 MP con DRAM incorporada para lograr un máximo de 20fps cuando se utiliza el obturador electrónico. Entonces, ¿por qué la Sony a9 Mark II logró superar al primer a9 en todas las pruebas de la categoría DxOMark?

La Sony a9 II obtiene un mejor rendimiento con el mismo sensor.

Como explica DxO en su conclusión de la prueba, todo se reduce al procesamiento de imágenes y cómo se maneja la sensibilidad ISO.

Sony dice que la a9 II tiene el mismo sensor que la a9 original, pero como hemos visto el nuevo modelo adopta un enfoque diferente para el procesamiento, utilizando un cambio en el comportamiento de la sensibilidad (entre ISO 400 e ISO 800) tanto para mejorar la discriminación de color como para ampliar el rango dinámico a ISOs más altos. Es la primera vez que vemos esto y marca un cambio de estrategia para Sony.

Este cambio en el comportamiento de la sensibilidad refleja lo que se ve en otras cámaras de fotograma completo sin espejo como la Panasonic S1, y da a la Sony a9 II una ventaja sobre su predecesora, aunque ligera, en las tres categorías de puntuación DxOMark: profundidad de color, rango dinámico e ISO de luz baja.